martes, 8 de julio de 2008

Sorbete de frambuesa

Apetece, apetece un helado. Llegó el calor y nos acordamos de nuestras recetas heladas. Siempre me dicen que no hay por aquí helados buenos para comprar, así que los hacemos en casa. Son los mejores del mundo. Esta vez el sorbete de frambuesa y esperando que lleguen los mangos.
Me encantan los helados.

Es muy fácil.

Compramos una bolsa de dos kilos y medio de frambuesa congelada. De allí salen 5 kilos de helado si se utiliza todo. Eso es como 10 envases de medio litro (como los de Hagen Dazs) . Bastante.
Pero no lo vamos a usar todo para helado. Lo que quiero decir que para hacer un kilo de helado basta tener medio kilo de fruta. Quisimos hacer foto pero nos acordamos que se estropeo nuestra cámara. Con la cámara web no salen muy bien las fotos. Lo podeís ver aquí.

La receta:

Con medio litro de agua y 350 g de azucar hacemos un almibar y lo dejamos enfriar.
Luego ponemos en un cuenco medio kilo de frambuesas congeladas (creo que nos hemos pasado un poco esta vez, porque era a ojo). No se si tienen que ser congeladas, pero nosotros solo teníamos congeladas. Le volcamos el almibar encima y lo trituramos bien todo junto con una batidora de varilla y le echamos jugo de un limón, luego hay que colarlo para quitar las pepitas y que sea más suave. Nosotros lo pasamos por un colador chino. Ahora solo falta dejarlo en un envase de acero en la nevera bien tapado y sacarlo dos veces cada 45 minutos para batir bien de nuevo. Tiene que ser una batidora de cuchilla. Así se rompen los cristales de hielo. Y despúes se congela bien y listo. Antes de comer dicen que hay que sacarlo 10 minutos pero no me parece necesario, yo lo como así: super congelado.

1 comentario:

Mar dijo...

Qué rico! Lo probaremos. Un beso